• Servicio profesional de consultas laborales privadas sin mencionar la empresa implicada.
  • Suscríbete gratis y recibirás los nuevos artículos por email y/o Twitter.
  • Todos los artículos de Laboro son 100% originales. Ni se copia contenido ni se imita el nombre.

  • 28 noviembre 2012

    El gobierno pretende que quien tenga una casa, aunque hipotecada, no tenga derecho a la justicia gratuita.




    Tener el derecho a justicia gratuita implica no sólo que te asignen el popular "abogado de oficio" sino también no pagar las nuevas tasas judiciales, no pagar depósitos, no pagar peritos, etc. Es decir que el procedimiento es gratuito hasta el final, aunque llegaras hasta el TS. Sólo en caso de ganar tendrías que pagar al abogado hasta el 33% de lo que sacaras en la sentencia (hasta no es lo mismo que siempre), pero en caso de perder no pagabas nada.

    Pues bien, esta ley va a ser modificada, probablemente dentro de dos semanas. En el borrador de la nueva ley está previsto que tengan derecho a la justicia gratuita aquellas personas físicas cuyos recursos e ingresos económicos brutos computados anualmente por todos los conceptos y por unidad familiar no superen el doble del IPREM y que carezcan de patrimonio suficiente. Por cualquier concepto quiere decir nóminas, actividad económica, becas, prestación de desempleo, subsidio, pensión de incapacidad, pensión de jubilación, alquileres, intereses bancarios o cualquier otra cosa. Se contarán los ingresos de los padres aunque sólo sean pareja de hecho y de los hijos mayores de edad que vivan con ellos. Tanto si el que demanda es uno de los padres como uno de los hijos.

    Lo más grande es lo marcado en rojo, aunque es más azul que el grifo del agua fría. Quiere decir que todo aquel que tenga una vivienda, aunque hipotecada, no tendrá derecho a la justicia gratuita porque su patrimonio será superior a lo que le costaría el abogado. Eso si es que no contamos como patrimonio un coche medianamente nuevo. Que venda el coche o el piso y se pague el abogado, parecen decir. Esta nueva condición es para cualquier persona en cualquier tipo de caso, con las excepciones de víctimas del terrorismo, violencia de género...

    Las diferencias entre antes y después de esta futura reforma son las siguientes:

    • Los trabajadores antes no se veían afectados por el límite de ingresos de la unidad familiar para casos laborales. Después sí. Es decir que antes siempre tenían derecho a justicia gratuita en casos laborales, pero después no.
    • Para casos no laborales, el límite antes era del doble del SMI y después será el doble del IPREM. Fíjate qué "casualidad": el SMI es mayor que el IPREM.
    • El texto "y que carezcan de patrimonio suficiente" no existía antes. Sin ninguna duda esto es lo más fuerte de esta reforma.
    En resumen y traduciendo: que habrá muchos menos españoles con derecho a justicia gratuita. Ni mas ni menos. O dicho de otra forma: todo aquel que sea propietario de una casa hipotecada no tendrá derecho a la justicia gratuita aunque él y todos sus familiares estén en el paro y lo hayan agotado. Toma castaña pilonga.

    No hay nada más que añadir ni comentarios graciosos que realizar. Todo se comenta por sí mismo. Como siempre, contra la verborrea, propaganda y demagogia de politicastros, contertulios y enteraos variados lo más efectivo es simplemente leerse el BOE. Resulta que el BOE va a decir "y que carezcan de patrimonio suficiente". Punto final. Ahora que algún enterao nos explique qué es lo que se entiende por patrimonio y por suficiente, que a lo mejor es que somos todos g...

    De momento esto no está aprobado... aún. Pero hay quien dice que va en el consejo de ministros del 14 de diciembre. Por tanto, probablemente, lo meten en el BOE del 15 y entra en vigor el 16. Será el christmas que este año el gobierno mandará a todos los españoles.