• Servicio profesional de consultas laborales privadas sin mencionar la empresa implicada.
  • Suscríbete gratis y recibirás los nuevos artículos por email y/o Twitter.
  • Todos los artículos de Laboro son 100% originales. Quien sabe no necesita copiar ni imitar.

  • 25 enero 2010

    El 44,6% de los empleados no trabaja bien si no le tratan bien o le pagan bien.


    En este momento hay usuarios conectados a Laboro leyendo los cientos de artículos y miles de comentarios publicados.

    ¿Tus condiciones laborales influyen en la calidad de tu trabajo?

    Total de respuestas: 3087.

    ¿Cómo es el servicio al cliente en tu empresa?

    Total de respuestas: 2923.

    Al lado puedes ver los resultados de dos de las preguntas de la encuesta laboral que a lo largo de todo el año 2009 se ha venido haciendo en Laboro.

    Como puedes ver, un 9,7% de empleados sólo trabajan bien si le pagan bien y un 34,9% sólo trabaja bien si le tratan bien. Ambas opciones suman un 44,6%, por lo que se puede afirmar que un 44,6% de los trabajadores no trabaja bien si no le tratan bien o le pagan bien. ¿Alguien puede sorprenderse de esto? Los trabajadores son humanos y como tal reaccionan.

    Esto nos lleva directamente a los resultados de la otra pregunta que se analiza hoy. Según estos, un 56,9% de las empresas da a sus clientes un servicio malo en calidad, en precio o en ambas cosas. ¿No es perfectamente obvio que esto es una consecuencia de lo anterior?

    Quizá los empresarios españoles deberían pensar también en nuestro anterior análisis, según el cual un 16,6% de trabajadores desean que se hunda su empresa o les da igual. ¿Estos resultados indican que los empleados son unos psicópatas que tiran piedras contra su propio tejado? Al contrario. Estos resultados indican que el típico empresariete macarra español está cavando su propia fosa. En esta crisis, las empresas que hayan tratado bien a sus empleados tendrán muchísimas más posibilidades de sobrevivir que las que los tratan mal. Tratar bien al empleado no es sólo pagarle puntualmente al final de mes. Es tratarle de forma que sienta que forma parte de la empresa, porque así no tirará piedras contra su tejado, porque sentirá que el tejado es suyo. En cambio si se le hace sentir como una pieza prescindible, e incluso se le dice directamente la típica frase de "ahí está la puerta", el empleado reaccionará de dos maneras: o cogerá la puerta realmente, con el problema que ello también conlleva a la empresa, o más probablemente se quedará, pero jodiendo, para entendernos.

    El empresario que piense que en tiempos de crisis o en tiempos normales puede sobrevivir con una plantilla que le odia, que no trabaja bien y dando mal servicio a sus clientes irá directo al garete. Porque además, resulta que los clientes y la plantilla son la misma cosa.

    Suscríbete gratis por email para recibir notificación cuando se publiquen los siguientes resultados.

    Esta encuesta ha sido realizada mediante un sistema que impide que se pueda responder más de una vez a la misma pregunta. Obviamente se pueden usar "trucos", pero desde un principio se ha seguido la evolución de los resultados y se ha comprobado que todos los porcentajes se han mantenido estables, lo cual indica que no se han usado estos trucos. Si alguien respondiera muchas veces a la misma pregunta se hubiera observado un "salto" hacia arriba en el porcentaje de la respuesta elegida y un salto hacia abajo en los porcentajes de las otras respuestas, cosa que no ha sucedido.

    Tienes a tu disposición el servicio profesional de consultas laborales privadas solo para trabajadores sin necesidad de decir en qué empresa trabajas y el libro "Tus Derechos en el Trabajo" (publicado y a la venta por la editorial Lulu). En Laboro se publican regularmente artículos sobre derechos de los trabajadores y puedes suscribirte gratis para recibirlos por email. En el menú principal al principio de la página tienes un listado de artículos ordenados por tema. Al final y al principio de este artículo tienes botones para compartirlo en las redes sociales.

    Todos los artículos pubicados en Laboro son 100% originales. Quien sabe no necesita copiar ni imitar.

    2 comentarios:

    falbalo dijo...

    La verdad es que es cierto que el entrañado laboral esta lleno de empresuchos que piden mucho, dan lo minimo y te tratan como el culo y no te digo la cantidad que directamente trabaja medio en negro.

    Asi vas de una empresa a otra, mientras te van jodiendo y pillando una rabia contra este sistema. Que es el nuestro.

    Laboro dijo...

    Me acaban de avisar que este artículo está en portada de Meneame. He leído los cometarios que la gente va poniendo y casi todos están en la línea lógica. Es decir que el empleado que es tratado mal pagará con esa misma moneda a la empresa.

    Algunos han dicho que el trabajador al que no le gusten sus condiciones que coja la puerta o que se queje a los que aprueban el convenio. Pero resulta que muchos trabajadores han aprendido a darle la vuelta a la tortilla. Es decir, que le dan a entender al jefe que que si no les gusta como trabajador que les eche pagando el despido, porque ellos no se van ni locos. Además, la forma de quejarse por la que han optado es (y además la más efectiva) trabajar mal. De esta forma sobrevivirán las empresas en las que se trabaja bien. Selección natural de Darwin.

    Cuando la crisis acabe, entonces los trabajadores empezarán a irse a otras empresas mejores, pero de momento se quedan, tragando mierda, pero más mierda va a tragar la empresa que se lo busque, porque una clientela descontenta es la muerte segura, tarde o temprano, aunque acabe la crisis.

    Como dicen algunos, con toda razón, ¡Capitán Obvius! Pero es que a los empresarietes macarrillas hay que recordárselo porque se creen que todavía están en los tiempos de la burbuja, en los que todo el mundo vendía aunque fuera mal. Eso se acabó.

    NO SE CONTESTARÁN las consultas laborales que se hagan en los comentarios. Dichas consultas solo se admitirían y se contestarían mediante el servicio profesional de consultas laborales privadas, sin necesidad de que mencione la empresa implicada. Para escribir auténticos comentarios (no consultas laborales) pulse aquí.